18 may. 2017

crema de calabaza con ajada


Hoy el día nos ha pillado con el pie cambiado, está lluvioso y fresquete así que de nuevo sacamos la cuchara para comer un estupendo puré de calabaza, que se prepara fácilmente y que se puede cocinar con más o menos hortalizas. Hoy la calabaza sólo va acompañada de patata y arreglada con una ajada, es el puré que más veces se hace en casa y no solo por lo rico que está sino porque de alguna manera hay que usar el excedente de calabaza.

ingredientes
500 g de calabaza
1 patata

caldo o agua
aceite y sal
2-3 dientes de ajo
pimentón dulce














elaboración

Retiramos la piel a la calabaza y la cortamos en trozos, pelamos la patata, si son pequeñas ponemos dos, la lavamos y troceamos en trozos no muy grandes. Colocamos todo en la olla rápida, cubrimos con agua o caldo (de pollo, carne...), salamos y cerramos la tapa.
Cuando la válvula suba lo mantenemos a fuego bajo unos 8-10 minutos. Cuando se enfríe la olla, abrimos y trituramos todo con la batidora hasta tener la textura que más nos guste. Rectificamos de sal.
Para evitar que nos quede muy caldoso, antes de triturarlo pasamos parte del líquido a un bol, y según veamos lo espeso que esté vamos añadiendo ese caldo. Ya sólo nos queda hacer la ajada que no es más que un refrito con los ajos y el pimentón.



En una sartén con un chorrito de aceite, freímos los dientes de ajo laminados. Retiramos del fuego y añadimos media cucharadita de pimentón, removiéndolo para que no se queme, si se quema sabe mal. Vertemos este refrito caliente en la cazuela del puré, removemos y dejamos que todo junto dé un hervor unos minutos. Si no os gustan los ajos, retirarlos antes de añadir el refrito.
Para terminar el plato y como guarnición rallamos un poco de queso y hacemos unos picatostes, a los niños les encantan... y a los mayores también...




No hay comentarios: